Infiniti Q80 Inspiration, una berlina realmente inspiradora

Infiniti cuenta con un gran plan de futuro para lograr ampliar su gama de modelos y tiene la intención de atacar, entre otros, el difícil segmento de las berlinas de representación. Se han propuesto competir con los alemanes y para eso han creado un vehículo totalmente prometedor, el Infiniti Q80 Inspiration.

Es evidente que su diseño diseño será uno de sus puntos fuertes. El vehículo tiene un tamaño bastante grande,  cinco metros de largo (5.060 milímetros) por más de dos de ancho (2.010 milímetros). Estas medidas mezcladas con su limitada altura (1.340 milímetros.) hacen que el vehículo tenga una forma muy elegante.

Dejando atrás su elegante diseño, lo que más valor le aporta al Q80 Inspiration (que aún está en de desarrollo pero que la marca ha dicho que tiene la intención de producir un vehículo similar) es toda la tecnología que guarda en su interior (al que se entra a través  de unas puertas con apertura inversa).

De la tecnología que guarda en su interior disfrutará tanto el piloto, como el copiloto ya que ambos tendrán su centro de mando en amplias pantallas ‘head up display’ que se proyectarán sobre el parabrisas (cada una con la información necesaria para cada ocupante). El conductor, por ejemplo, logrará controlar con mucha facilidad todas las funciones de conducción autónoma que le ofrecerá el Q80 para las distintas situaciones con las que se podrá encontrar en su día a día.

Infiniti ha escogido este sistema de proyección para que resulte más fácil el manejo de cualquier maniobra por parte del conductor (el conductor podrá escoger entre acelerar, frenar, adelantar y mantener la distancia de seguridad con el vehículo que le precede) siempre con una sugerencia anterior del vehículo, que dispone de una red de cámaras y radares para la monitorización de la situación y ofreciendo la opción más recomendada en cada momento.

Al levantar el capó nos encontraremos con un propulsor híbrido de 550 CV que es la suma  de un 3.0 V6 biturbo de gasolina (que llega a los 450 CV) y de un motor eléctrico adicional que aportará otros cien caballos con lo que se logrará conseguir un consumo intermedio de unos 5,5 litros. Este motor lo podremos ver en la gama Infiniti en unos dos años como una realidad.

Como podemos ver, este vehículo no decepciona en ninguno de los aspectos. Tiene un diseño realmente elegante, un interior excepcional, y un motor realmente potente. Ahora, tocará esperar a que empiecen a comercializarlo y poder realizar una prueba para ver si es tan increíble como parece.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest