BMW i3 ConnectedDrive: predicción del aparcamiento y automatización

Tanto los fabricantes de automóviles, como los teléfonos inteligentes y los operadores han estado anunciado de formas distintas su presencia en un mercado cada vez más prometedor, el del vehículo conectado.

Según los pronósticos de la consultora que se especializa en automoción SBD y el GSMA (Groupe Speciale Mobile Association), el mercado del vehículo conectado va a generar en el año 2018, 39 mil millones de euros frente a los 13 mil millones del año 2012. Esto es debido a que en los cinco años siguientes, va a multiplicarse por siete el número de coches nuevos que incorporarán de fábrica sistemas de conectividad. Esta ayuda del sector automovilístico al coche conectado está unido a la perfección con el gran interés que presentan los usuarios por poder acceder a Internet en el automóvil.

Cimentándose en este interés del usuario, BMW ha creado uno de los sistemas de conectividad más fuerte y moderno del mercado. Estamos hablando del sistema ConnectedDrive, habiéndolo definido el fabricante como el conjunto de tecnologías que se encargan de conectar al conductor y al coche con su entorno.

En la actualidad, con ConnectedDrive, el grupo BMW ha logrado presentar una solución que en un futuro no muy lejano, va a ser capaz de buscar los aparcamientos que haya disponibles en la calle, sobre todo en ciudades. Al lado de su socio INRIX, quien es líder mundial en servicios de transporte inteligente y servicios de conectividad de vehículos, BMW ha mostrado  en la TU-Automotive de Detroit, que es una de las ferias de vehículos conectados más importantes de todo el mundo, un prototipo de su aplicación, el cual ha sido montado en un BMW i3 eléctrico.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest